Alberto Cortés & Andrea Quintana Hollywood    

Andalucía / Galicia · 80’

«Hollywood» es un mosaico escénico. Con una importante dramaturgia sustentando el proceso creativo, Cortés y Quintana trabajan texto y cuerpo para componer un relato ecléctico, en el que danza, teatro y performance se abrazan al abrigo de un espacio sonoro y visual que se configura como una pieza clave más del relato. Un equipo creativo sin miedo a investigar: “Hackear el escenario para devolverlo al error, hacer malabares con la lógica narrativa, montaje ciborg que pregunta al espectador. Hollywood inmortal. Somos capaces de todo”.


Concepto, dramaturgia, coreografía e interpretación: Alberto Cortés y Andrea Quintana
Espacio sonoro y remezcla en vivo: Elena Casanueva
Textos: Alberto Cortés
Cuerpo: Andrea Quintana
Música original: Col·lectiu LOOPA!
Iluminación: Azael Ferrer
Construcciones plásticas: Luis Alhama y Fátima Montero
Voces en off: Elena de Cara y Pablo López
Audiovisual: 99páginas
«Hollywood» es una producción de Alberto Cortés y Andrea Quintana.
Con el apoyo de Centre Pompidou Málaga, La Nave del Duende, Dantzagunea y Espacio Silvestre.




SINOPSIS: Hollywood es un proceso de emborrachamiento de la narrativa habitual. Sobre el escenario dos actores de doblaje doblan una escena. El mundo del doblaje como excusa para que Andrea y Alberto puedan crear sobre lo que de verdad desean, sobre sus preguntas acerca del triunfo, sobre perderse en un bosque y matarse el uno al otro. El campo dramático que sostiene nuestro Hollywood está sujeto a cuatro patas:

1/ Hollywood es un espacio imaginado. Imaginario colectivo que utilizamos para que todos los espacios sean posibles allí. Lugares a los que escaparse, para conseguir el triunfo. Reflexión y sueño. Espacios que nos sugieren dramatismo y que se apropian del cuerpo. Estos lugares nos unen a todos, son una suerte de espacios fantasma que se alimentan de los conceptos de verdad y mentira a partes iguales.

2/ Hollywood es el triunfo. Las reflexiones sobre qué es triunfar y cómo triunfar se disparan desde los micrófonos de nuestro escenario. Se han empeñado en marcar nuestra carrera con la palabra “triunfo”, palabra trampa que se hace jaula y pistoletazo de salida.

3/ Hollywood es un archivo dañado. Buscamos el archivo dañado como símil. Somos individuos de personalidad fragmentada y rota buscando una forma de existir en la escena. Una yuxtaposición de imágenes que conforman otra nueva. Un palimpsesto que no deja de crecer para ser luego reconstruido de nuevo. El error del archivo como estado natural y su contaminación física sobre el escenario.

4/ Hollywood son interferencias. El trabajo escénico está atravesado por interferencias que se han colado en nuestra narración. Son perforaciones que rompen la historia, la completan, la descuartizan o sugieren otras. Estas interferencias en nuestro archivo madre conforman la identidad de Hollywood: son estrellas rubias perdidas en un bosque de noche, aullidos de lobos, cadáveres que no dejan de aparecer para morir continuamente, muertos en una piscina. Una entrevista, una orquesta, fuegos artificiales. Basura que barrer bajo la alfombra.

Alberto Cortés & Andrea Quintana ALBERTO CORTÉS. Creador malagueño, formado en Historia del arte y Dirección escénica y dramaturgia. Su inquietud por encontrar las conexiones entre las artes escénicas y las artes plásticas empieza a encontrar sentido a través de su trabajo como director de escena. En 2008 funda la compañía Bajotierra junto a la actriz Alessandra García y es este el momento donde se permite jugar con los elementos que las artes escénicas le ofrecen hasta empezar a buscar su propio lenguaje. El teatro se convierte en un impulso y en una excusa para trabajar la contaminación artística para la escena. Generador de motores como el festival de escena ... LEER +